Se podría definir a las instalaciones térmicas como a aquellas instalaciones en el que se intercambia energía para elevar o disminuir la temperatura de los fluidos con el que los usuarios del mismo interactúan, de manera directa o Indirecta, por cuestiones de seguridad, confort o higiene.

En definitiva cualquier instalación que caliente o enfríe agua o aire con cualquier sistema posible

Es decir  comprende las instalaciones de climatización (calefacción, refrigeración y ventilación) y de producción de agua caliente sanitaria

Las instalaciones térmicas que sean eficientes deberán incorporar elementos que permitan el ahorro, la recuperación de energía y el aprovechamiento de energías residuales del sistema.

Toda instalación térmica que sea eficiente debe incorporar regulación y control para mantener las condiciones térmicas ideales en las zonas climatizadas, ajustando, al mismo tiempo, los consumos de energía a las variaciones de la demanda térmica, así como parar el servicio cuando sea necesario.

Las instalaciones térmicas serán más eficientes si usan las energías renovables disponibles, para así lograr cubrir una parte del consumo de la instalación.

Instalaciones térmicas